Mazda i-ACTIVSENSE: conoce más sobre el sistema de seguridad

AGENCIA DIGITAL.- Mayo 2020 – Una de las características esenciales de Mazda es la seguridad que ofrece en cada uno de sus vehículos. A lo largo de los años, la firma japonesa ha alcanzado varias distinciones en este rubro, gracias al sistema i-ACTIVSENSE que entrega la máxima confianza para que los usuarios puedan disfrutar del recorrido.

Mazda, siempre a la vanguardia y con un enfoque en la seguridad, desarrolló el sistema i-ACTIVSENSE para alertar al conductor sobre peligros o riesgos potenciales que podrían pasar inadvertidos y para reducir la gravedad en situaciones inevitables.

Esta tecnología utiliza radares por mini ondas y cámaras para mantener en sintonía el vehículo con el entorno mientras el usuario maneja, de manera que pueda concentrarse en disfrutar la conducción en un entorno más seguro. Este es uno de los ejemplos de la filosofía Jinba-Ittai de Mazda, que implica crear un vínculo entre el automóvil y el conductor.

Por ello, el sistema i-ACTIVSENSE cuenta con estas tecnologías de seguridad activa que ayudan a prevenir y reducir el riesgo de accidentes:

  1. Asistencia de frenado en la ciudad (SCBS): Mazda cuenta con un sensor que determina cuando la distancia con el vehículo que se encuentra adelante es muy corta y advierte al conductor. En caso este no realice ninguna reacción, se activan los frenos para evitar un impacto en velocidades menores a 30 km/h.
  2. Sistema de alerta de tráfico trasero (RCTA): cuando el vehículo está retrocediendo, el sistema detecta si algún auto se acerca y envía una señal visual en el espejo y en la pantalla central para advertir al conductor.
  3. Sistema de monitoreo de mantenimiento de carril (LKA o LDW): si los sensores y la cámara frontal identifican que el auto no está centrado en las líneas del carril, el sistema advierte mediante una alama al conductor y en caso este no tome una acción, existe la posibilidad de que se realice un ligero ajuste en la dirección. En caso, se utilicen las luces direccionales previamente, el sistema detectará que el movimiento es intencional.

 

  1. Sistema de control de luces de carretera (HBC): cuando el conductor emplea las luces altas para mayor visibilidad nocturna y se detecta luz de los faros de vehículos en dirección contraria o adelante, automáticamente se realiza el cambio a luces bajas; sin embargo, cuando el otro vehículo ya no esté en el radar se volverá al estado inicial.
  2. Sistema de monitoreo de punto ciego (BSM): a través de sensores de radar se detectan vehículos u objetos en los puntos ciegos, los cuales se notifican a los usuarios mediante una alarma y una luz en los espejos laterales.

El sistema de seguridad i-ACTIVSENSE se encuentra en muchos de los modelos de Mazda, en especial en los SUV, el tipo de automóvil preferido por los peruanos y que la marca japonesa cuenta con cuatro modelos, en sus diferentes versiones: Mazda CX-3, Mazda CX-5, Mazda CX-9 y All-New Mazda CX-30.

Cabe señalar que recientemente, Mazda obtuvo seis premios Top Safety Pick+ por el Insurance Institue for Highway Safety (IIHS) de Estados Unidos y además el All-New Mazda CX-30 que llegó a Perú este año, obtuvo el Top Safety Pick por sus sobresalientes calificaciones en seguridad.

 

Deja una respuesta

Botón volver arriba